Los cuartetos de cuerda de Beethoven…

Beethoven02BW… y los amores frustrados de un compositor genial

Cada vez que necesito aislarme del ruido que hay a mi alrededor, voces de gente hablando por Skype en la oficina, por ejemplo, me encajo en las orejas los audífonos y abro el enlace a los cuartetos de cuerda completos de Beethoven. Dieciséis cuartetos más la Grosse Fugue interpretados por el Quartetto Italiano desaparecido hace muchos años. Cada vez que lo hago agradezco mentalmente a un tal Sam Rothstein por haberlos subido a youtube en 2013. Seguir leyendo

La encrucijada de Europa frente a los refugiados

AFP - Getty
AFP – Getty

¿Qué hacer? ¿Recibirlos tal como lo establecen los acuerdos internacionales de protección a quienes buscan refugio en otro país? ¿Cerrarles claramente la puerta a la mayoría de ellos, contraviniendo los acuerdos? O, ¿recibirlos, pero disminuyéndoles los derechos que establecen los acuerdos internacionales sobre el asilo político?

Por los días en los que se hizo viral en las redes sociales la foto del niño Aylan Kurdi, la señora Angela Merkel dijo, “Está claro que conseguiremos acoger y también integrar a los 800.000 refugiados que se esperan este año…”. Conmovidos por la imagen de un niño ahogado, se produjo una especie de oleada de solidaridad en casi toda Europa a favor de la acogida de los miles y miles de solicitantes de asilo que se veían exhaustos llegando a las costas de Grecia o a las fronteras de los países de Europa del Este. Alguna gente empezó a hablar incluso de acoger en su propia casa a un refugiado, tanto era el entusiasmo. Todos querían ayudar. Seguir leyendo

Leyendo de nuevo a Somerset Maugham

Maugham-W-Somerset_On-a-Chinese-ScreenA propósito de la arrogancia no perdida del (ex)colonialista europeo

Hace poco he redescubierto con gran gusto al escritor inglés Somerset Maugham. Gracias a las múltiples opciones que hay ahora de descargar gratis libros de autores anteriores a 1950, ahora tengo una buena parte de sus obras en mi pequeño lector electrónico. Esta mañana mientras sudaba haciendo mis 30 minutos de cardio montada en la bicicleta elíptica, aproveché para leer varios pasajes de On a Chinese screen (Estampas vivas de China), una colección de descripciones de paisajes y personajes con los que se encontró el autor durante su viaje por la China entre 1919 y 1920. Seguir leyendo